BANDERA

Presidente de Argentina llega a México

La visita del presidente argentino a México se produce en pleno escándalo por las ‘inmunizaciones VIP’ y con López Obrador en busca de liderazgo regional con la protesta por el reparto de las dosis.

Los Gobiernos de México y Argentina buscan fortalecer su alianza con el eje en una acción diplomática centrada en la gestión de las vacunas contra la covid-19.

El presidente argentino, Alberto Fernández, ha comenzado este lunes una visita a México en la que abordará con su homólogo Andrés Manuel López Obrador un plan para afianzar la colaboración para producir, envasar y distribuir las dosis de distintas farmacéuticas, según ha informado la Cancillería mexicana.

El viaje se da sin embargo en medio de un escándalo de vacunaciones a personas influyentes, destapado el pasado viernes en Buenos Aires, y con López Obrador volcado en un intento de liderar la iniciativa regional en esta fase del combate contra la pandemia.

Los dos presidentes mantendrán un encuentro privado en el que tienen previsto tratar algunos de los temas centrales de la agenda bilateral, regional y multilateral.

La prioridad es ahora la estrategia para repartir las vacunas, no solo en México y Argentina sino también en otros países de la región, y la recuperación económica. El Gobierno de López Obrador, que ocupa una plaza provisional en el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas y ostenta la presidencia temporal de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), encabezó la semana pasada una protesta ante la ONU por el “acaparamiento” de los fármacos por parte de los países más desarrollados.

De esta forma busca ganar peso internacional y para ello trata de reforzar los lazos de sus aliados en América Latina. La afinidad entre los proyectos políticos sitúa a Argentina como socio preferente en este plan, aunque la lucha contra el coronavirus ha sido muy desigual.

Frente al buen desempeño del Gobierno de Fernández, México es uno de los países en los que se ha registrado el mayor número de fallecimientos, con un exceso de mortalidad que puede alcanzar 300.000 personas y una caída del Producto Interior Bruto que el año pasado alcanzó el 8,5%.

Con estas premisas, la visita marca un hito en las relaciones comerciales y políticas entre Argentina y la segunda potencia latinoamericana. Pero las vacunas contra el coronavirus proyectan también una sombra sobre la visita. 

El presidente argentino está dañado por el escándalo de las “vacunaciones VIP” en el Ministerio de Sanidad. López Obrador parece interesado en mantener distancias respecto a ese asunto.

Esta semana, el presidente mexicano deseó una pronta recuperación a su secretario de Defensa, Luis Sandoval González, contagiado de covid-19, y aprovechó para lanzar una pulla quizá referida a Perú que, visto lo sucedido en Buenos Aires durante los últimos dos días, daba de lleno en Alberto Fernández.

López Obrador dijo que el secretario de Defensa “no se vacunó ni en secreto ni en público, como en otros países, donde hasta en secreto los de arriba se vacunaron, ellos y sus familias”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: